jueves, febrero 07, 2008

recurrente

Tengo un sueño recurrente, una historia que incluye una calle y una pasarela sin barandas o sin gradas para bajar. Subo, llego al final y no puedo bajar, tampoco regreso sobre mis pasos, por lo regular me quedó ahí.

Anoche soñé el sueño de la pasarela, aunque fue distinto. Anoche subí y solo estaban las gradas, no había plataforma por la cual caminar, así que bajé y luego la torre con la escalera se derrumbó.

No tengo idea de lo que signifique mi sueño. Sé que lo soñé por primera vez cuando estaba en sexto primaria y que se ha repetido varias veces a lo largo de los años. La primera vez fue la pasarela que está frente al Colegio Italiano (la cual subía con frecuencia porque estudié en esa "noble" institución). Otras veces fue la de la Roosvelt y 12 calle de la zona 11 o alguna en la zona 4. Sé que no siempre recuerdo mis sueños.

Es febrero y llueve. Al lado de mi ventana se quebró una lámpara. Como siempre tengo demasiado que leer y muy poco tiempo. La tarde está fría y serena. El café de las tres no me quitó el dolor de cabeza; sin embargo, el mundo está lleno de partículas de agua que te mojan la punta de la nariz. El mundo está lleno de partículas de los sueños que sueño.
Share:

2 comentarios:

Juan Pablo Dardón dijo...

Qué lindo texto Ades! El final es precioso...

Adelou dijo...

Ya ves, a veces se me sale lo poeta, jajajaja.

Gracias